"Los agentes inteligentes entenderán el contenido de la web"


Uno de los cambios más excitantes de la informática a finales del siglo pasado fue la creación del World Wide Web y su expansión por Internet, que permitió disponer de enormes cantidades de información accesibles a cualquier usuario sin importar su localización geográfica, ni la cantidad de datos que se introdujeran. Cuando la información empezó a acumularse, sin límite de espacio, se pensó en los agentes inteligentes como una solución para la búsqueda, control y filtraje de todo el conocimiento concentrado en millones de páginas web. Pero hasta la fecha estos programas sofisticados no han cumplido, por problemas técnicos, con todo aquello que prometían. Aún así, el profesor e investigador James Hendler desde el DARPA, y Tim Berners-Lee y el Consorcio del World Wide Web (W3C) trabajan en el DAML (Darpa Agent Mark-Up Lenguage), un nuevo lenguaje para la programación de páginas web que, de dar todos los resultados esperados, desbancaría al HTML.

Esta entrevista fue realizada hace seis años, pero sigue siendo actual.

----------------------------------------------------------------
Fecha de publicación: 27/6/2000
Entrevista con: James Hendler
Profesor e Investigador en Inteligencia Artificial en la Universidad de Maryland (EE.UU). Experto en "agentes inteligentes"


Autora: Karma Peiró

James Hendler es director del Laboratorio de Robots Autónomos y del Laboratorio de Tecnología de la Información Avanzada de la Universidad de Maryland (EE.UU). Es autor, además, de cinco libros y de un centenar de informes técnicos basados en agentes inteligentes, robots, y representaciones del conocimiento. Hendler es miembro del comité científico de las Fuerzas Aéreas de EEUU, y de la Asociación Americana para la Inteligencia Artificial (AAAI). En estos momentos, ha dejado la universidad para incorporarse a la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada para la Defensa (DARPA) y trabajar en proyectos informáticos basados en agentes inteligentes.

P. Sus últimas investigaciones se centran en la creación de un nuevo lenguaje de programación, el DAML, que permitirá que un programa relacione los contenidos de diferentes webs gracias a los agentes inteligentes. ¿Puede empezar por explicar que son los agentes inteligentes y para qué sirven?
R. Suelo establecer la analogía entre los agentes de Internet y los agentes humanos, como los de viaje, o del estado. Los agentes humanos son personas que saben cómo ayudarte para encontrar lo mejor de lo que necesitas: tú les dices qué quieres conseguir, qué limitaciones tienes, y cuáles son tus preferencias, y ellos te lo encuentran. Todo este trabajo requiere conocimiento especializado. Por ejemplo, un buen agente de viajes me ayuda a encontrar dónde pasar unas vacaciones, cómo llegar, cuándo viajar, actividades que puedo realizar en aquel lugar, etc...Creo que localizar información relevante en la World Wide Web está alcanzando la misma complejidad que preparar un viaje o comprar una casa. Así que necesitamos un software capaz de hacer a través de Internet lo que un agente de viajes hace en el mundo real.

P. De momento, sabemos que se han utilizado con éxito en juegos de ordenador, en la selección y almacenaje de información, en cine interactivo, el comercio electrónico...etc, pero ¿qué cree que serán capaces de hacer en el próximo año? ¿O en los próximos diez años?
R. En el próximo año, veremos muchas aplicaciones de agentes "clientelizadas" ayudándonos en el desarrollo de páginas web. No serán como los agentes "inteligentes" de viajes, pero tendremos más programas que nos ayudarán a avanzar en esta tecnología. A medida que el tiempo pase, su uso se irá extendiendo (y el coste de su desarrollo se reducirá), y será más frecuente. En los próximos diez años, su aplicación principal se encontrará en Internet con el reconocimiento del lenguaje, la traducción simultánea, mejores búsquedas, etc.

P. ¿Cuál es el agente ideal?
R. Un buen agente debe ser comunicativo, es decir, debe ser capaz de entender tus propuestas, preferencias y limitaciones. Además, debe estar capacitado para escoger entre varias opciones a partir de una simple consulta; debe ser autónomo y actuar sin que el usuario le controle todo el tiempo; y, por último, debería ser adaptable, que pudiera aprender de otras experiencias y de las preferencias de sus usuarios.

P. Busquemos casos concretos. Para qué puede serle útil un agente inteligente a un granjero, a un vendedor de la industria alimenticia, o a un jugador de baseball.
R. Esto es lo mismo que preguntarme para qué le puede ser útil a estos profesionales la World Wide Web, o Internet. Mi respuesta es que la web del futuro no será útil sin la tecnología de los agentes, porque la Red cada vez es más grande y más compleja. Para su buen funcionamiento, dependerá absolutamente de los agentes. Para empezar, nosotros ya podemos ir a páginas web donde un grupo de personas pueden apostar por productos (como cámaras o televisores) y luego encontrarse con otros grupos, en otras webs, donde se proponen los precios a pagar. Pero utilizar estos web sites todavía es complejo. Con la tecnología de los agentes buena parte de todo este proceso podría ser automatizado. Podrías ver un catálogo, expresar un interés de compra, y ellos te encontrarían otra gente con el mismo interés, os juntarían a todos en un grupo virtual, pujaríais por el precio más bajo, y podrías saber donde conseguir lo que quereis y por cuánto dinero. Si estuvieses conforme con lo escogido, te olvidarías de todos los trámites y de lo único que tendrías que ocuparte es de abrir el paquete en el momento en que te llegase por correo (y todo a un precio más bajo de lo que tú hubieses conseguido en una tienda). De todas formas, aunque las demostraciones son buenas, estos sistemas todavía son limitados para el uso en el terreno científico o el comercial.

P. Los agentes inteligentes tenían una meta muy alta que hasta la fecha no han podido cumplir. ¿Cuáles han sido los motivos?
R. Las razones políticas han pesado, pero los principales obstáculos han sido técnicos. Actualmente, la mayoría de páginas web están creadas para que la gente lea, no para que los ordenadores entiendan. Hasta que las máquinas puedan "entender" más del contenido, y reaccionar de acuerdo con ello, construir agentes inteligentes requerirá un tremendo trabajo de programación, lo que supone un alto coste de uso (y estamos hablando de aplicarlo sólo en dominios especializados). Si conseguimos avanzar más en la comprensión de significado de la web por parte de las máquinas, rebajaríamos su coste y los agentes se podrían extender y popularizarse más.

P. Esto es lo que se pretende con el proyecto del DARPA, y el lenguaje DAML, ¿que los agentes se entiendan con las webs?
R. Exacto. El DAML está a un paso de lo que Tim Berners-Lee denomina la "web semántica": los agentes inteligentes, buscadores y otros programas serían capaces de entender el contenido de una web, acumular conocimiento de un lugar y aplicarlo en otro, e incluso relacionar diferentes webs. Estamos trabajando con Berners-Lee y el Consorcio del World Wide Web para que con el DAML los agentes puedan combinar información de diferentes partes y producir un resultado que sería pasado por alto por un agente o programa de los utilizados actualmente. Por ejemplo, podría descubrir la existencia de un curso avanzado en una universidad sobre desarrollo de Web en XML (Extensible Markup Language), y en otra web el número del curso. Juntando ambas informaciones podría dar con el nombre de la persona que lo imparte. Aunque ninguna de las dos primeras páginas individualmente tiene la suficiente información para permitir que el agente localice el nombre del profesor, la combinación del contenido descrito por el DAML le permite alcanzar el resultado. Con el lenguaje DAML, bases de datos, y programas pueden estar unidos por los agentes para reconocer los conceptos que estén buscando. Por primera vez, la fusión de la información de diferentes fuentes será una realidad.

P. ¿Y cuándo será una realidad el tener un sistema de traducción global instantáneo? ¿Cuándo podré llamar a París, y por teléfono reservar una habitación de hotel hablando en español, y que se me escuche en un francés perfecto? R. Ya tenemos una máquina de traducción instantánea, pero sólo es aplicable en terrenos muy especializados. Esta tecnología está avanzando y cada año veremos más aplicaciones. Sobre el sistema que plantea usted para hacer reservas telefónicas en su idioma y que se escuchen en otro, con un perfecto acento y pronunciación, todavía tienen que pasar unos diez años. Pero esto tendrá la restricción de que no funcionará en todos los hoteles y restaurantes (sólo en los que estén más de moda), y no se podrá mantener una conversación. Para que todo sea más rápido hace falta abaratar costes, que esta tecnología se generalice y que los ordenadores estén más preparados para aplicaciones del lenguaje natural. Pero lo mejor de todo esto es que usted no necesitará hacer nada de lo comentado. Desde su teléfono móvil podrá reservar hoteles, pedir billetes de avión...etc, en su propio idioma. Todo gracias a los agentes y sus aplicaciones.

La revolución de los agentes

P. La humanidad ha vivido varias revoluciones que han provocado un cambio radical en las sociedades. En estos momentos abandonamos la etapa postindustrial para entrar en la era de la información. ¿Cree que nos estamos enterando de esta revolución?
R. ¿De la revolución de la información? Entre ordenadores, teléfonos móviles y asistentes digitales personales --PDA-- el mundo está cambiando, lo queramos o no. Y eso que todavía estamos en la fase de incubación de los agentes inteligentes. Creo que hasta dentro de unos cuantos años la gente no se dará cuenta de lo que está ocurriendo. Volvemos a lo mismo. Hay una parte de los usuarios, aquellos que están utilizando la Red para ganar dinero, los estudiantes universitarios que se dedican a carreras tecnológicas, los "gurús", los que hacen que las cosas ocurran, los expertos... todos estos están entendiendo la tecnología actual y la están aplicando, prueban nuevas soluciones, se invierte más dinero. Pero es sólo el principio. Otra respuesta la podemos dar refiriéndonos a todos aquellos que "practican" el comercio electrónico, el "business to business" y que invierten en la creación de una gran compañía de ámbito mundial e invierten, por ejemplo, 7 billones de dólares, esto significa que mucha gente está esperando que aquella tecnología funcione, pero no sé cuál será la "ganadora". Sin embargo, aquellos que sólo están conectados como usuarios creo que no son del todo conscientes de este momento.

P. Pues por un lado tiene hay gente que todavía no se ha dado cuenta de lo que ocurre y usted ya comenta en sus conferencias que "está cansado de esperar la revolución de los agentes". Explíqueme esto.
R. Creo que la revolución de los agentes llegará si superamos las barreras políticas que tenemos ahora, la rivalidad entre las arquitecturas de ordenadores, y si todo esto conseguimos asociarlo con la "web semántica" de Berners-Lee. Entonces, será menos complejo crear agentes inteligentes, y, por tanto, más fácil utilizarlos, más baratos mantenerlos y que se difundan. Si esto se consigue, la manera de funcionar con la información, de obtener datos, de relacionarlos a través de la Red...todo cambiará.

Demasiada información para asimilar

P. Durante la última década, gracias a todas las tecnologías que disponemos actualmente, hemos acumulado mucha información. Y diariamente nos llega cada vez más. En los próximos años, ésta podría desbordarse, ser excesiva para nuestra capacidad de asimilación. ¿Cómo podemos resolver el almacenamiento de la información?
R. Hay muchas preguntas dentro de este planteamiento, porque muchas cosas están relacionadas con la web y la arquitectura de la Red. Mucha gente, incluyendo equipos del DARPA, están trabajando, desde hace tiempo, en la Internet de Próxima Generación que contempla este problema. Otro asunto es el de las posibilidades de la tecnología. Le puedo enseñar documentos de hace tres o cuatro años donde se veía imposible que la web fuera más allá de lo que hacía en aquel momento, y con el tiempo nos hemos demostrado que estábamos equivocados. El almacenamiento de la información no creo que sea un problema físico. Los ordenadores tienen cada vez más memoria y ésta se ha doblado y triplicado en los últimos dos años. Cada seis meses está apareciendo en el mercado una máquina más potente, y creo que esto seguirá siendo así. Otra cos, es que la web actual sea capaz de realizar cosas que antes no hacía. Por ejemplo, cuando tienes una base de datos que no te genera una sóla web sino millones. Ahora, hay una investigación en Alemania que se llama "virtual webpages".
P. Las páginas web siempre han sido virtuales, ¿no?
R. Estamos en la tercera generación de páginas web. Las primeras eran estáticas, creadas en HTML. Las segundas, que son las que vemos actualmente, son las interactivas donde hay mucho de JavaScript y Applets, con acceso a bases de datos. Y la tercera, es la virtual: son páginas web que "clientelizan" el contenido. Puedes obtener información de diferentes sectores. Por ejemplo, pides algo sobre turismo y en función de las respuestas tuyas se está creando una página web única, que no existía anteriormente, y que será completamente diferente de las que vengan a continuación. Pero esta información no está permanentemente almacenada.

P. Cree que la gente podría vivir con menos información.....
R. Mmmmm..... sí.
P. ¿Sería más saludable?
R. Sí, en cierto sentido. También se dice que viviríamos mejor con menos televisión. Quizás la respuesta sea que sí. Pero no poca gente está pensando en la televisión a través de la Red, o cuantos son los que reclaman una televisión más educativa.... lo que creo es que la información que encontramos en el web podría estar mejor ordenada y clasificada para ayudar a la gente a localizar lo que quiere.

P. Mi pregunta tenía una segunda parte. Mucha información de la que nos llega es tildada de "basura" o "ruido". ¿Pueden los agentes inteligentes tener un criterio para que nos ayuden a seleccionar estas dosis ingentes de información que recibimos diariamente? En caso afirmativo, ¿quién es el responsable de marcarle tal criterio?
R. La respuesta es que sí es posible, pero son mis gentes y mi criterio. Yo lo que no quiero es que un gobierno totalitario me diga "esta es la verdad que todos los agentes deben respetar". Unas personas tendrán libre acceso a la información de una web, y otras de otro país no podrán acceder a ella. Es como con la mayoría de tecnologías: depende de cómo la utilices puede ser mejor o peor. Los agentes pueden ser muy buenos compartiendo la información y transfiriéndola. Lo que sí ocurrirá es que la tecnología será cada vez "más capaz", tendremos la posibilidad de filtrar más información para nuestro propio interés.
P. No pensaba en una acción gubernamental sino en una acción decidida por mí, como usuaria, el tener la capacidad de marcar un criterio a estos agentes para que me sean de más ayuda.
R. Sí, sí, pero de nuevo digo que algunos agentes inteligentes ya lo están haciendo. Cuando haces una búsqueda puedes decir quiero ver esto pero no quiero ver lo otro. El problema es que los agentes todavía no entienden el contenido, es un problema de "autofiltraje". Esta tecnología consigue muchos beneficios. La mayoría de ellos se deben a las "palabras clave". Usted pone una palabra y puedes ver cualquier página que esté relacionada con esa palabra aunque su contenido no tenga nada que ver. ¿Cómo evitar esto? Mucha gente se queja de los resultados de los buscadores, pero no hay una respuesta sencilla para hacerlos más útiles. Creo que a medida que los ordenadores entiendan la información, más la podremos filtrar, y mientras más la filtremos más podremos concretar lo que estamos buscando. Seguimos investigando.

Responsabilidad mundial

P. ¿Cuál es la diferencia de trabajar para una universidad y para el DARPA?
R. ¡Buf! Creo que la gran diferencia es que son dos tipos diferentes de demandas: en la universidad tengo una responsabilidad más individual. Cinco años atrás, trabajar con la web parecía una locura, pero estaba convencido de que era lo que tenía que hacer. En DARPA mi trabajo es más amplio, no se limita a mis estudiantes. La sociedad entera necesita nuevas tecnologías que ayuden al gobierno, a los militares...etc. En la universidad tenía un trabajo pequeño para ser mostrado a una comunidad pequeña. Lo que hago ahora es muy emocionante pero tengo una mayor responsabilidad. A cambio, me creo que soy capaz de cambiar algo el mundo.

P. ¿Qué parte de las investigaciones que inicia en el DARPA es pública y qué parte privada?
R. Muy poco de lo que hago es privado. Trabajo en proyectos muy relacionados con la "vieja Internet" y con la "vieja world wide web", y con nuevos lenguajes. Imagine que estoy trabajando con 20 programas sobre HTML a la vez, y tengo que experimentar con todos ellos, y obtener resultados de todos ellos. Estamos hablando de algo que va a manejar mucha gente, y cuanto más público sea mejor, para que puedan probarlo y podamos rectificar. Trabajo muy estrechamente con la comunidad dedicada al comercio electrónico, pensando en cómo hacer negocios, viendo qué implicaciones podría tener para el gobierno,..etc. Porque a menudo, alguna de estos proyectos tira adelante, y... desde mi página web se puede acceder a toda la información que se desee. Es pública. Allí voy informando de lo que hago. Otra cosa son aquellos proyectos en los que están implicados empresas que para acceder a la información de las investigaciones piden una contraseña. Pero esta no es una medida del gobierno, ni de la gente del DARPA, sino más bien del propio sector comercial que no quiere compartir conocimientos por temas competitivos. En cambio, en el tema del lenguaje de programación, que es en lo que investigo... el lenguaje utilizado es algo que afecta a mucha gente, y mientras más se ponga en práctica mejor.


P. DARPA fue muy importante hace 30 años, con la creación de Internet. ¿Cuando veremos una nueva Internet? y ¿cómo la gente podrá contribuir a su creación y desarrollo?
R. Tengo que tener mucho cuidado al responder esta pregunta.......porque hay ciertos proyectos del DARPA de los que no puedo comentar nada. Y yo, particularmente, no estoy trabajando en la creación de la Internet de Próxima Generación. Así es que sólo puedo aportar una visión personal. Pero... creo que no vamos a ver una nueva Internet, sino que funcionaremos con una nueva tecnología. El mayor cambio en la web lo estamos viendo en estos momentos, cuando estamos experimentando con nuevos lenguajes de programación como el XML (Extensible Markup Language) que permiten organizar material científico, y pone las cosas fáciles a los agentes inteligentes para que sean cada vez más capaces de realizar operaciones complejas. En poco tiempo, la gente trabajará con nuevos lenguajes, y con "webs semánticas" (como las que estamos trabajando ahora desde el DARPA con Berners-Lee), y ello llevará a un cambio en la manera de funcionar a través de la Red. Una nueva Internet también puede llegar con el aumento del ancho de banda, incluyendo redes troncales basadas en fibra óptica. Con un buen ancho de banda, en lugar de comprar software, compraremos el derecho para usar programas residentes en el servidor, lo que permitirá no tener que adquirir nuevas versiones o actualizarlas. El software que ahora conocemos se podrá reemplazar a través de páginas webs y servicios localizados en la propia Internet.

--------------------------------------------
Enlaces de interés para seguir los pasos del profesor James Hendler

  • La página personal del profesor James Hendler. En ella acumula interesantes artículos sobre sus proyectos actuales, entre ellos el DAML. (http://www.cs.umd.edu/~hendler/)
  • Sus actividades en el DARPA, la agencia que promovió la investigación en el desarrollo de las redes y la creación de ArpaNet, la red precursora de Internet. (http://www.cs.umd.edu/users/hendler/darpa.html)
  • Proyectos con robots autónomos móviles: cómo eran antes y las nuevas generaciones. (http://www.cs.umd.edu/projects/amrl/index.html)
  • Aplicación de robots al mundo educativo. Proyecto PETS (A Personal Electronic Teller of Stories ), el recitador personal electrónico de cuentos. Muy interesante. (http://www.umiacs.umd.edu/~allisond/kidteam/robot-index.html)
  • Artículo sobre los agentes inteligentes. Es interesante para profundizar más en la función y tarea que desempeñan estos programas. Hendler explica qué son con numerosos ejemplos. (http://helix.nature.com/webmatters/agents/agents.html).
  • Chat con la CNN (enero-2000). Interesante para ver el tipo de inquietudes que tienen los norteamericanos sobre el terreno de trabajo de este investigador. (http://www.cnn.com/chat/transcripts/1999/12/hendler/index.html)

2 Comments:

At 6:18 p. m., Blogger polles said...

excelente entrevista...

ojala pudieramos conversar mas sobre agentes, por favor escribeme a polles@gmail.com

 
At 8:25 p. m., Blogger Magda Lorena Pineda Rodríguez - Leidy Yuranny Casas Puentes said...

Muy buena la entrevista, me gustaria saber el e-mail del Profesor James Hendler, tego muchas inquietudes acerca de los agentes inteligentes.

Lorena Pineda
Colombia

 

Publica un comentari a l'entrada

<< Home